Llevamos la clínica a lo alto de la montaña

November 25, 2019

El Dr. Philippe Mahiou trabaja de anestesista en la zona de Grenoble, en Francia; parte de su trabajo lo desarrolla en una clínica privada y también es médico en un helicóptero para atender accidentes de montaña. Como parte de su trabajo, el Dr. Mathiou usa el ecógrafo a diario y comprende la importancia de esta tecnología tanto para su trabajo de anestesista en el quirófano como para evaluar pacientes sobre el terreno.

Aproximadamente el 80 % de mi trabajo lo desarrollo en la Clinic des Cèdres, una clínica privada de Grenoble, donde realizamos entre 7000 y 8000 procedimientos por traumatismos u ortopédicos todos los años. Frecuentemente uso el ecógrafo para ayudarme a guiar las inyecciones para la anestesia regional. La principal ventaja es que puedes visualizar el nervio con mucha precisión, y que no hace falta utilizar la neuroestimulación para encontrar los nervios.

Nuestros ecógrafos SonoSite ofrecen una calidad de imagen excelente, incluso se pueden visualizar los nervios de los pies, que son muy pequeños y a menudo cuesta verlos. También es fácil trasladar los sistemas y ajustar la altura, lo que es perfecto para las aplicaciones en el punto de atención. Además, se pueden guardar imágenes y exportarlas, lo que es muy útil para la formación, como también lo son los vídeos de formación sobre anestesia regional incluidos dentro de nuestros sistemas X-Porte.

El 20 % restante de mi jornada laboral me dedico a ser médico de rescate en montaña para el Hospital Universitario de Grenoble. Las personas que tienen un accidente de montañismo suelen sufrir todo tipo de lesiones torácicas, cerebrales, abdominales, en la columna y la pelvis, por lo que es fundamental que lleguemos donde están y los tratemos lo antes posible. Somos la segunda base de rescate de montaña más grande de Francia después de Chamonix y recibimos alrededor de 1000 llamadas al año.

El equipo está compuesto por cinco personas: un piloto, un mecánico, dos rescatadores y un médico, como yo mismo, y en caso de alud, también solemos contar con perros de rescate. Llevamos el mismo kit que cualquier departamento de urgencia, todo lo necesario para reanimar en el terreno, empaquetado en dos bolsas. En la primera bolsa llevamos el equipo para reducir e intentar detener una hemorragia grave o tratar a pacientes que sufren un paro cardiaco, así como nuestro sistema de ecografía portátil, y en la segunda bolsa se incluye el equipo complementario para la reanimación.

Usamos el ecógrafo como parte de la exploración clínica de los pacientes para diagnosticar los problemas, tratar el dolor y tenerlos monitorizados mientras los llevamos al hospital. Cuando llegamos donde está un paciente, empezamos comprobando el pulso, la tensión arterial y la frecuencia cardiaca antes de utilizar el ecógrafo. Empezamos con una exploración FAST (focused abdominal sonography for trauma) para comprobar si hay efusiones transabdominales; después, usamos el ecógrafo para guiar la anestesia regional para tratar el dolor, incluidos los bloqueos femorales, interescalenos, infraclaviculares, mediales, radiales y cubitales según sea necesario.

A menudo también realizamos ecografías con Doppler para ayudarnos a decidir a qué hospital es mejor enviar al paciente en función de la gravedad de los traumatismos. Muchos de nuestros pacientes sufren lesiones craneales, e identificarlas significa que podemos enviar estos pacientes directamente a la unidad de neurocirugía al llegar al hospital para que así reciban un tratamiento de urgencia más inmediato. Otra ventaja de las ecografías es que se pueden usar para monitorizar a un paciente si su salud se va deteriorando. Por ejemplo, repetimos cada cierto tiempo las exploraciones FAST y descubrimos efusiones transabdominales que no han tenido tiempo de formarse antes de realizar la exploración inicial. En general, los ecógrafos son una herramienta muy valiosa y versátil tanto para la clínica como para trabajar sobre el terreno. Ha mejorado la calidad del paciente enormemente, y no sé qué haría si no pudiera contar con uno.

Más información sobre los sistemas SonoSite para los servicios de urgencias

En caso de urgencia, use POCUS

Una ecografía durante el traslado en vuelo cambia la respuesta médica

Ecografía en el punto de atención en el monte Everest

Compartir